La hamburguesa celebró su día internacional

Siendo una de las comidas rápidas más famosas del mundo, la hamburguesa celebró su día internacional.

El 28 de mayo pasado fue el día de este plato que tan popular se hizo en todo el mundo y las historias sobre el por qué son variadas.

Si bien el nombre no deja dudas de que tiene que ver con la ciudad alemana de Hmaburgo hay muchas versiones sobre quién y por qué la denominó así.

Una de las historias que se cuentan es aquella que ocurrió en Estados Unidos el 28 de mayo de 1900.

Un inmigrante alemán llamado Louis Lassen sirvió por primera vez una hamburguesa de la misma manera que se sirve en la actualidad.

Cuando llegó un cliente pidiendo algo de comer que salga rápido cortó dos rebanadas de pan y dentro puso carne, tomate y queso.

La receta la había conocido gracias a unos marineros provenientes de la ciudad de Hamburgo. Por ese motivo decidió ponerle el nombre de hamburguesa.

Lo cierto es que su fama hizo que este plato se coma en cualquier rincón del planeta y con las más variadas preparaciones.

La hamburguesa celebró su día internacional

Con un buen pan y buena calidad de la carne la haburguesa es deliciosa sin más añadidos. A partir de ahí lo que se sume dentro de las dos rodajas de pan es un mundo aparte.

Sobre gustos los colores: Cómo preparar una hamburguesa

La hamburguesa es una comida que se puede preparar en cualquier momento y para cualquier ocasión. Todos los días de la semana son buenos para una hamburguesa.

La ventaja que tiene este plato es que se puede preparar en el momento y de manera personalizada para cada persona.

Como comentábamos anteriormente una hamburguesa clásica ya es llamativa. Luego puede ir con lechuga, tomate, cebolla, jamón, queso, panceta o huevo.

Para acompañar una buena hamburguesa lo que más se elije son las papas fritas. Tanto para un cumpleaños con niños como para una cena de adultos es el complemento perfecto.

Otra circunstancia por la cual el 28 de mayo fue declarado como el día internacional de las hamburguesas es que por primera vez en una panadería de Hamburgo se hizo el famoso pan redondo.

La pregunta que muchos se hacen es si realmente la hamburguesa viene de Hamburgo. Y la respuesta es simple, si.

La historia cuenta que en Alemania se servía a los hombres que trabajaban en el puerto algo llamado Rundstück warm, ¿pero es eso una hamburguesa tal como la conocemos?

Bueno, algo parecido. El Rundstück warm se preparaba con las sobras de carne de cerdo preparada el día anterior y aderezada con tomate, cebolla, pepinillos o remolacha.

Todo esto se servía entre dos rodajas de pan redondas, por lo que se dice que este sandwich vendría a ser el predecesor de la hamburguesa actual.

La hamburguesa celebró su día internacional; es el Rundstück warm su predecesor?

El Rundstück warm comenzó a hacerse famoso en el momento que las panaderías empezaron a vender el pan redondo.

Otro de los detalles del Rundstück es que éste se servía con una sola rodaja de pan, lo cual no era muy cómodo para comer mientras se caminaba.

Al poner otra rodaja de pan encima el sandwich mejoró mucho, al punto que sus ventas subieron por ese simple detalle, que quizás fue lo que ahora se conoce como hamburguesa.

Pero si bien lo que llevaba adentro eran sobras de carne de cerdo, se dice que la idea de la hamburguesa nació a partir de este plato servido en el siglo XVII.

Sea cual fuera el origen, lo cierto es que el éxito que tuvo fue brutal. Hoy en día hay infinidad de casas de comidas rápidas que ofrecen este delicioso plato.

La receta es fácil de preparar. Basta con tener un medallón de carne, dos panes redondos y algún aderezo opcional. Pero el hecho es que hubo quienes con este simple plato se hicieron ricos.

Hamburguesa: una receta simple con una demanda constante

Hoy en día existen cadenas multinacionales de comidas rápidas especializadas en hamburguesas. Una de las más conocidas en todo el mundo es McDonald´s.

Cada una tiene su receta secreta y eso hace que el sabor que tienen no se encuentre en otro lado.

Hoy en día podemos encontrar hamburguesas simples, con queso, completas, con diferentes ingredientes, más grandes o más pequeñas.

Están las que no caben en la boca o aquellas que se conocen como hamburguesas gourmet. La variedad de sabores, tamaños y formas de cocinar hacen entre otras cosas que una sea diferente de la otra.

El abanico de posibilidades hace que cada uno pueda disfrutar de este delicioso plato de la manera que más le guste.

Así que más allá de su origen, de lo que podemos estar seguros es que cuando tengamos una hamburguesa en el plato tendremos la seguridad de que no nos va a defraudar.

La hamburguesa celebró su día internacional porque sin duda fue un invento que perdurará en el tiempo y se merece un reconocimiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.