Estaciones de esquí en Chile

Se acerca la temporada invernal y es inevitable pensar en la nieve. Para los amantes de los deportes de invierno vamos a hablar de las estaciones de esquí en Chile y de todas las opciones que el país transandino ofrece para disfrutar de unos días de vacaciones.

Si nunca visitaste Chile te contamos que es un país muy atractivo, con increíbles paisajes naturales que en invierno se cubren de blanco y cuenta con lo que para algunos son las mejores pistas de esquí de sudamérica tanto para practicar esquí como snowboard.

Pero además de poder esquiar o hacer snowboard se pueden realizar varias actividades realcionadas con la nieve que más adelante vamos a detallar.

Estaciones de esquí en Chile

Para comenzar hemos elegido al centro de esquí más antiguo de sudamérica; Portillo. Ubicado en la región de Valparaíso, a 160 kilómetros de la capital chilena Santiago, se destaca por varias razones.

En primer lugar hay que destacar que fue el único lugar en albergar un campeonato de esquí, y esto se debe a que la nieve que tiene es de excelente calidad. Cuenta con más de 35 pistas para su uso y para los más profesionales es posible subir hasta la cima en helicóptero para llegar a sus pistas de nieve virgen.

Es un lugar que sin duda hay que visitar si se presenta la oportunidad ya que además de poder esquiar su entorno natural con el Aconcagua de fondo es simplemente fascinante.

Estaciones de esquí en Chile con atractivos

Corralco es otro lugar para recomendar. Un lugar inmenso con más de mil hectáreas para practicar esquí que se encuentra dentro de la Reserva Nacional de Malalcahuello y donde es posible esquiar fuera de las pistas que tiene gracias a su gran espacio. Esto hace que sea un destino elegido por muchos turistas extranjeros.

Para llegar a Corralco hay que viajar 120 kilómetros de Temuco. Tiene 26 pistas esquiables y cuenta además con un Jardín de Nieve para quienes viajen en familia y quieran que sus hijos tomen clases de esquí o simplemente para que se diviertan en su miniescuela.

El entorno permite disfrutar de las vistas que ofrece la zona, con un increíble bosque de araucarias y una hermosa vista al volcán Lonquimay, lo que aumenta su atractivo para visitarlo.

Cerca de Santiago también existen opciones para disfrutar de las estaciones de esquí en Chile y de la nieve. A sólo 39 kilómetros se puede visitar El Colorado. La zona que conforman La Parva, Valle Nevado y El Colorado es la más grande y la mejor de América del Sur para practicar esquí.

Tiene una altura de 3.300 metros y el lugar está situado en una zona privilegiada de la Cordillera de Los Andes.

Tiene una superficie esquiable de 1.000 hectáreas esquiables donde se reparten las más de 20 pistas con diferentes dificultades que hacen que tanto principiantes como esquiadores avanzados puedan practicar el deporte.

Prácticas de diferentes actividades en la nieve

Como comentábamos anteriormente no todos los que van a disfrutar de la nieve lo hacen esquiando. Para ellos existen paseos en raquetas de nieve, bajadas con antorchas o paseos en motos de nieve.

Estas actividades se pueden encontrar en Las Araucarias, en Conguillío. Este lugar ofrece paisajes como el volcán Llaima, y está ubicado dentro del Parque Nacional Conguillío donde se puede pasear por los bosques de araucarias o por las lagunas que se encuentran en la cordillera. Una verdadera maravilla para disfrutar en familia.

También se pueden practicar estas actividades en el Bosque Nevado de Huilo Huilo, ubicado en la Reserva Biológica Huilo Huilo. Aquí también se ofrecen paseos y tours guiados para todos los gustos.

Como se puede apreciar las estaciones de esquí en Chile ofrecen gran variedad de actividades, paseos por bosques o una gran cantidad de volcanes para visitar, lo que hace del país un destino atractivo para irse de vacaciones.

Alojamientos y gastronomía en las estaciones de esquí en Chile

Además de todo lo mencionado, muchos de estos lugares ofrecen cómodos alojamientos y la posibilidad de disfrutar de su gastronomía. Un buen plato de comida de montaña en los diferentes restaurantes o casonas de comidas para recuperar fuerzas después de una larga jornada en la nieve.

En muchos de estos lugares se puede ver la fauna que existe con avistamientos de zorros, conejos o diferentes tipos de aves que habitan en las alturas de la región.

Así que si todavía no empezaste a armar el viaje te recomendamos que lo empieces a hacer reservando alojamiento y poniendo a punto toda la ropa de invierno que mucha falta hace para no pasar frío en estos increíbles lugares.

Si bien no todas las estaciones tienen lugares cercanos a las pistas para alojarse se pueden buscar hoteles o paradores no muy distantes del lugar elegido que brindan excelentes servicios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.