Chatbots: asistentes virtuales para la atención al cliente

La tecnología ayuda a muchas empresas y para que estas tengan respuestas rápidas nacieron los chatbots, asistentes virtuales para la atención al cliente.

Muchas veces las consultas que llegan a una empresa son muchas y variadas, pero es necesario responderlas ya que son una forma de captar al cliente.

La atención al cliente es un punto importante y las empresas saben que tienen que funcionar bien.

Hoy en día los clientes realizan consultas online por diversos motivos, uno de ellos es que no se tienen que mover de sus casas.

Los chatbots o asistentes virtuales tomaron un rol fundamental a la hora de disipar dudas de cualquier producto o servicio.

Cuando el volumen de consultas que recibe una empresa es tan alto, los empleados no tienen tiempo de contestar de manera rápida.

Para ello nacieron estos asistentes virtuales, que de a poco van ganando cada vez más protagonismo.

Si bien no es lo mismo hablar con una persona, esta herramienta ayuda tanto a empresas como a consumidores.

A medida que pasa el tiempo estos chatbots se van perfeccionando y van creando una atención cada vez más personalizada.

Pueden estar presentes para mejorar los canales de información como son páginas web, correo electrónico o diferentes canales de marketing.

Cada empresa puede personalizar a un asistente virtual de acuerdo a las necesidades de la misma.

asistentes-virtuales

Puede crear un menú teniendo en cuenta las consultas más solicitadas con una respuesta bien específica.

Esta forma de atención al cliente virtual creció de manera considerable en lo últimos años y hoy en día es fundamental para satisfacer las necesidades de las personas.

La rapidez y eficacia que brinda esta herramienta a la hora de atender una demanda puede hacer que las ventas de una empresa aumenten.

Chatbots, asistentes virtuales que reducen el tiempo de atención al cliente

Cuando una persona quiere averiguar, consultar o sacarse dudas sobre un producto o servicio lo quiere hacer de manera rápida.

Si una persona tuviera que responder a todas las consultas que pueda tener en una empresa, el tiempo de espera sería muy largo.

Esto genera malestar y hace que quizás se pierda el interés por lo que está buscando, y eso es algo que hoy en día no se puede permitir.

El hecho de que la respuesta llegue rápido hace que el cliente quede satisfecho y pueda conseguir lo que está buscando.

Hay consultas que se realizan a la central de una empresa, la cual no está en la misma ubicación geográfica en la que se encuentra quien la hace.

El asistente virtual puede ofrecer a esta persona la oficina o sucursal más cercana para que el interesado puede acercarse a ella.

De esta manera, la atención que puede recibir esa persona es mucho más eficaz si lo que necesita es comprar algo.

En definitiva, lo que se busca es que el cliente tenga una atención más personalizada y sepa dónde dirigirse para encontrar lo que busca.

Atención integral en todas las áreas

Hay empresas que utilizan estos asistentes virtuales tanto para clientes como para sus empleados.

Compañías como Toyota, por poner un ejemplo, cuentan con un asistente virtual que atiende las consultas de sus trabajadores.

Si existen dudas sobre contratos, vacaciones, trabajo o cualquier consulta interna, estos asistentes virtuales son de gran ayuda.

Lo mismo sucede con los clientes que quieran adquirir algún producto, pueden hacer consultas para todo lo relativo a dicha compra.

Los chatbots pueden dar información sobre precios, formas de pago, tiempos de entrega o características específicas.

De esta manera se ahorra tiempo y una vez que el cliente se decide puede acercarse a donde se vende el producto para definir la compra.

El vendedor en este caso puede saber antes de que el cliente llegue toda la información que éste averiguó y atenderlo de forma más personalizada.

Recabando toda la información que el cliente averiguó a través del asistente virtual puede mostrarle el producto específico que estaba buscando.

De esta manera se evita que el cliente haga preguntas al vendedor y el vendedor pueda atenderlo más eficazmente.

Así ambas partes utilizan el tiempo que hubieran estado hablando sobre lo que el chatbot contestó para realizar sus quehaceres.

De acuerdo a las estadísticas y estudios realzados, estos asistentes virtuales estarán cada vez más presentes en nuestra vida diaria.

Se podrán sacar turnos, consultar precios, realizar actividades de todo tipo o comprar de manera más rápida.

Esta es una herramienta que ya utilizamos para una gran variedad de trámites y probablemente su uso aumente con el correr del tiempo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.